La trucha es uno de los alimentos con menor contenido en grasas saturadas, es decir, uno de los alimentos más ligeros y recomendables para mantener a linea a lo largo de todo el año, y especialmente en verano.

La trucha contiene Selenio, un potente antioxidante capaz de luchar contra la oxidación celular, reducir la inflamación y aliviar la irritación. Atrasa el envejecimiento y contribuye a la regeneración de la piel sensibilizada por el sol.

Además… es uno de los alimentos más ricos en Omega 3. La presencia de estes ácidos grasos poliinsaturados nos ayuda mantenernos hidratados, especialmente en épocas de altas temperaturas. Las grasas Omega 3 tiene una incidencia positiva en la prevención y tratamiento de dolencias cardiovasculares.

Más información en: www.truchadelrio.es

Comments are closed.